Perspectivas sobre la situación económica, social y estratégica de la Unión Europea

24 de abril de 2013
Sesión académica a cargo de Inés Ayala Sender, Diputada del Parlamento Europeo por el Grupo de la Alianza Progresista de Socialistas & Demócratas en el Parlamento Europeo, organizada conjuntamente por el Comité de Asuntos Europeos del CARI y el Centro de Excelencia Jean Monnet
Por Lucía Sorrentino Landó

En nuestra región, no deja de sorprender cómo la crisis económica en Europa se refleja en los índices de desempleo, las huelgas y las protestas sociales, en particular de los países del sur del continente. No obstante, muchos de sus líderes ven con optimismo el futuro de la Unión basándose en la hipótesis de que se fortalecerá luego de la crisis.

Durante su disertación en el CARI el miércoles 24 de abril la diputada Inés Ayala Sender resaltó la importancia de América Latina para la Unión Europea. "Los empresarios alemanes insisten con que la ruta de la Comisión Europea es la China. Pero hay que ver regiones donde nos sentimos reconocidos", sostuvo.

Ayala Sender es licenciada en filología española e inglesa, y se especializó en literatura española. Tiene estudios en materia de derecho y se dedica fundamentalmente a cuestiones sociales que reflejan una sensibilidad hacia la mujer y el medio ambiente, entre otras. Actualmente es eurodiputada por las alianzas progresistas, socialistas y demócratas.

La ruta hacia el fortalecimiento europeo, que presupone la salida de la crisis, no es una tarea sencilla. Ayala Sender sostiene que actualmente la Unión Europea enfrenta obstáculos para su buen funcionamiento, tales como el nacionalismo, los conflictos fruto de la convivencia de culturas muy distintas, la nacionalización entre el norte y el sur, y finalmente, la aparición de estereotipos. Estos obstáculos o disfunciones, como ella los llama, en el interior de la coyuntura europea, sólo impiden generar un presupuesto acorde con las necesidades de todos los países que pertenecen a la comunidad política.

Según la eurodiputada, la ineficacia para generar un presupuesto coherente entorpece la óptima salida de la crisis. Asimismo, afirmó que la elección de candidatos para puestos políticos dentro de la Unión debilita al Parlamento europeo y fortalece al Consejo europeo. Dicho en otras palabras, lleva a reforzar el poder ejecutivo de la Unión Europea y a atenuar aún más al parlamento.

"Con la profundización de los estereotipos es imposible generar un proyecto en donde países grandes y pequeños tienen que medir sus fuerzas por culpa del déficit de la estructura de la Unión"

En este sentido, agregó que la elección de candidatos apela al nacionalismo a la vez que tonifica los estereotipos. Aquellos funcionarios con más poder para tomar decisiones siguen siendo jefes de estado elegidos por la nación, y no tanto representantes europeos. Sin embargo, muchos políticos de la Unión Europea actúan como jefes de gobierno que se deben más a los votantes de su nación. Por ejemplo, ocurre un hecho curioso: entre los votantes alemanes existe el pensamiento de que España, Italia y Grecia son pueblos no trabajadores con gobiernos que tienen mala gestión y que contraen deudas terribles; paralelamente, se cristaliza la idea de que el pueblo alemán ha sido siempre trabajador. En este contexto, la profundización de estereotipos pasa a ser un destino inevitable, a la vez que es promovido por otros factores tales como los medios de comunicación. Así, la elección de candidatos se ve dañada por la influencia de estos estereotipos.

"Con la profundización de los estereotipos es imposible generar un proyecto en donde países grandes y pequeños tienen que medir sus fuerzas por culpa del déficit de la estructura de la Unión", indicó. El proyecto al que hace alusión la eurodiputada supone la presentación de un presupuesto comunitario tal y como plantea la Comisión Europea. Sin embargo, aunque el Parlamento europeo lo avala, no así el Consejo. Frente a dicha situación, la propuesta de la Comisión sobre el nuevo presupuesto se convierte en el inicio de una batalla entre el Parlamento y el Consejo por definir el presupuesto plurianual de la Unión Europea para 2014 y 2020.

Según la expositora, el conflicto parece no tener fin, porque cada vez que en la discusión el Parlamento y la Comisión resuelven respaldar el presupuesto comunitario, el Consejo se retira del recinto. En consecuencia, el presupuesto se reduce, lo que para la diputada es una pésima noticia ya que el presupuesto debería definirse antes de finalizado el año, y no debería ser de ninguna manera deficitario.

Que exista déficit en el presupuesto hace referencia a políticas económicas de ajustes que, frente a la situación que están viviendo los países del sur europeo, no resolverán la crisis ni generarán mayor bienestar social y económico. Quienes apoyan la política de ajustes son, indudablemente, los países del norte, Alemania y Holanda en particular. Los países donantes, quienes surgieron como producto de la profundización de los estereotipos, sin duda mantienen un alto grado de influencia sobre el destino del presupuesto; son quienes imponen recortes y límites fundamentados en una política de austeridad estricta. "La situación en los países del sur es crítica", argumentó la eurodiputada.

Destacó también, teniendo presente las explicaciones anteriores, la necesidad de que el Parlamento europeo tenga un rol mucho más dominante, ya que es el órgano que representa al pueblo y que busca crear un presupuesto que tenga presente las disfunciones internas de la Unión Europea y responda a las necesidades de la gente.

Como resultado de este proyecto, el Parlamento busca crear un presupuesto con ciertos condicionamientos. En primer lugar, plantean que el dinero del presupuesto que no se destinó para nada, vuelva a la caja presupuestaria y no a los países que otorgaron ese dinero; sostiene que esos fondos pueden invertirse en muchas otras cosas que la comunidad europea necesita. En segundo lugar, proponen eliminar la generación de un presupuesto sobre la base de países donantes; buscan organizar un presupuesto sobre los recursos propios y comunes de la Unión Europea.

La propuesta parlamentaria de un presupuesto comunitario conlleva a generar mayores presiones, en especial sobre Alemania, para permitir un presupuesto con un elemento más cooperativo. Además, no responde a la propuesta horizonte 2020, que consiste en crear un presupuesto cuya principal meta es invertir en innovación tecnológica y en una economía respetuosa del medio ambiente. De acuerdo con Inés Ayala Sender, este presupuesto ignora tanto los problemas al interior de la Unión como la crisis, que impedirían la realización de dicha meta.

"Si bien la Unión Financiera puede resultar ser un mecanismo eficiente para el control presupuestario y para la estabilidad financiera, el parlamento sigue teniendo dificultades parar controlar la estabilidad porque la misma continua estando bajo legislación luxemburguesa"

No obstante, añadió que la crisis ha permitido la creación de una Unión Bancaria Fiscal y Económica Europea, que supone para los estados miembros la concesión de sus competencias de un nivel de control presupuestario alto. Países como Gran Bretaña se han opuesto a la construcción de una Unión Financiera ya que la misma posee paraísos fiscales y el organismo tiene como tarea distinguir paraísos fiscales.

Ayala Sender advirtió que si bien la Unión Financiera puede resultar ser un mecanismo eficiente para el control presupuestario y para la estabilidad financiera, el parlamento sigue teniendo dificultades parar controlar la estabilidad porque la misma continua estando bajo legislación luxemburguesa.

Para la eurodiputada, "La importancia pues de forjar un presupuesto más comunitario que responda a una necesidad de estabilidad económica y a las disfunciones europeas internas va a depender de si el Parlamento puede aliarse con otras minorías para formar una mayoría que amenace con bloquear el presupuesto pretendido por el Consejo, sin llegar al déficit presupuestario". También señaló necesario que los candidatos que asuman sus responsabilidades como funcionarios de la Unión Europea y que miren el bien común europeo.

Inés Ayala SenderHa sido Secretaria Regional de la Mujer del PSOE de Aragón. También fue Responsable de Coordinación en la Ejecutiva Provincial de la UGT de Zaragoza y Responsable de Acción Social en la Ejecutiva Confederal de UGT. Fue Miembro de Comités Consultivos sobre Igualdad, Migraciones, Medio Ambiente, en la CES, CIOSL y TUAC. Más tarde, asumió como Experta ante el Comité Económico y Social de la UE en la lucha contra la exclusión. Debutó como Experta nacional en la DG de Medio Ambiente de la Comisión y Consejera política del Grupo del PSE en varias comisiones y delegaciones del PE. Desde 2004 Inés Ayala es diputada en el Parlamento Europeo por el Grupo Socialista

Más información:

Sitio web del Parlamento Europeo
Biografía de Inés Ayala Sender

CONSEJO ARGENTINO PARA LAS RELACIONES INTERNACIONALES
Uruguay 1037, piso 1°, C1016ACA Buenos Aires, República Argentina
Teléfono (005411) 4811-0071 al 74 / Fax (005411) 4815-4742